Salud

La lactancia no evita que los bebés adquieran sobrepeso en años posteriores de su vida

26-IV-07. Un grupo de expertos afirma que aunque el amamantamiento promueve la salud de la madre y del hijo, es improbable que participe de forma importante en el control del sobrepeso.

Un estudio elaborado por la Escuela de Medicina de Harvard en Estados Unidos revela que la lactancia no impide que los bebés adquieran sobrepeso en años posteriores de su vida. El informe contradice la directriz de los Centros de Control de las Enfermedades de los Estados Unidos que promueven el amamantamiento como una estrategia para controlar la obesidad infantil, con el objetivo de prevenir la obesidad en la adolescencia y la vida adulta.

Los investigadores, dirigidos por Karin B. Michels, evaluaron la salud de 35.000 enfermeras que trabajaron en los Estados Unidos durante un periodo de 12 años, entre 1989 y 2001. Las madres de dichas enfermeras fueron entrevistadas sobre sus hábitos de lactancia cuando las enfermeras eran bebés. Al eliminar los posibles factores de confusión sociales, los investigadores descubrieron que ser alimentadas mediante lactancia materna no tenía efecto sobre el índice de masa corporal (IMC) de las participantes en su vida adulta.

Control de la obesidad

El estudio descubrió que si un niño era exclusivamente alimentado mediante la lactancia durante más de seis meses tenía en cierta medida una forma corporal más delgada a los cinco años, pero esta asociación no continuó en la adolescencia y la vida adulta.

Los autores sugieren que aunque el amamantamiento promueve la salud de la madre y del hijo, es improbable que participe de forma importante en el control de la epidemia de obesidad que viven países occidentales como los Estados Unidos.



De interés

En entredicho. El informe contradice la directriz de los Centros de Control de las Enfermedades de los Estados Unidos que promueven el amamantamiento como una estrategia para controlar la obesidad infantil, con el objetivo de prevenir la obesidad en la adolescencia y la vida adulta.