Salud

Solicitan aumentar la formación específica de los médicos de Atención Primaria, Pediatría y Urgencias

01-XII-09. Expertos y familiares de personas con enfermedades mentales piden programas que contemplen el especial riesgo de sufrir patologías físicas al que están expuestas las personas con enfermedad mental

Los médicos y representantes de las personas con enfermedad mental y familiares que participaron el pasado 26 de noviembre en Ibiza en la Jornada "Salud Física y Salud Mental, una perspectiva integral", han coincidido en la necesidad de formación específica de los médicos de Atención Primaria, Pediatría y Urgencias, sobre las características concretas de los pacientes con patología psiquiátrica, y el desarrollo de programas que contemplen el especial riesgo de sufrir patologías físicas al que están expuestas las personas con enfermedad mental.

La jornada, organizada por la Asociación Pitiusa de Familiares de Personas con Enfermedad Mental y Niños con Autismo y otros Trastornos del Desarrollo (APFEM) y la Confederación FEAFES, con la colaboración de la compañía biomédica Pfizer, ha puesto de manifiesto también la necesidad de una mayor atención por parte de los médicos de Atención Primaria y Pediatría del cumplimiento del tratamiento, no sólo en el ámbito farmacológico, sino en todos los demás aspectos, según informa la página web acceso.com.

José Segador Parra, médico de Atención Primaria del Ib Salut, precisó que "como no se han desarrollado programas específicos para la detección de patologías orgánicas en personas con enfermedad mental, achacamos muchas veces a somatizaciones sus dolencias físicas". "Estamos a veces demasiado dirigidos –reconoció el doctor Segador Parra- a que los pacientes con enfermedad mental sólo tienen la enfermedad mental y la realidad es que muchas patologías físicas las sufren en un porcentaje mayor".

Parte orgánica

En ese mismo sentido se pronunció el psiquiatra del Ib Salut, Miguel Ruiz Flores, al decir que la formación que precisan tanto los médicos de Atención Primaria como los pediatras y los de Urgencias favorecería "que se valore también la parte orgánica". "Se olvidan de que las personas diagnosticadas con un trastorno mental tienen cuerpo y, por tanto, enfermedades físicas", matizó.

El psiquiatra apuntó la necesidad de que los protocolos aprobados para vigilar la salud física de las personas con enfermedad mental "se desarrollen de forma completa, porque hasta ahora no es así".

La presidenta de APFEM, Irene Escandell Manchón, manifestó su preocupación porque desde la Atención Primaria y la Pediatría se haga una buena derivación hacia los servicios de salud mental.

En su opinión, aunque cada vez es mayor el esfuerzo que se hace en investigación y fármacos, "todavía es necesario que mejoremos los diagnósticos y desde los primeros estadios de la sanidad se hagan derivaciones correctas a los servicios especializados para favorecer una mejor evolución de las enfermedades mentales, una vez detectadas".


A destacar

Expertos se reúnen en la Jornada "Salud Física y Salud Mental, una perspectiva integral".

La jornada ha sido organizada por la Asociación Pitiusa de Familiares de Personas con Enfermedad Mental y Niños con Autismo y otros Trastornos del Desarrollo (APFEM) y la Confederación FEAFES, con la colaboración de la compañía biomédica Pfizer.