Salud

Los médicos del SNS serían reticentes a vacunarse de la gripe A

27-VIII-09. La semFYC considera necesario que los profesionales se vacunen porque en los periodos de máxima incidencia no puede haber plantillas de médicos mermadas por la gripe

Más de la mitad de los profesionales sanitarios del Sistema Nacional de Salud (SNS) no ven necesario vacunarse de la gripe A/H1N1 en el momento en que esté lista la vacuna, a finales de otoño, según informa Europa Press.

Según el doctor José María Molero, miembro del Grupo de Enfermedades Infecciosas de la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (semFYC), entidad que engloba a casi 20.000 profesionales de toda España, no verían necesaria la vacuna a pesar de que la Comisión Europea incluyó a este colectivo dentro de los grupos de riesgo prioritarios para ser inmunizados frente al virus.

Varios estudios científicos realizados en mayo ya advertían estas reticencias. Ahora, según Molero esta duda está surgiendo en los foros de la profesión, especialmente en aquellos que tampoco se vacunan anualmente de la gripe estacional y que representa entre el 60 y el 70 % de todos los médicos y enfermeras del SNS.

Bajo índice de vacunación

Según ha explicado este experto, a pesar del bajo índice de vacunación, la profesión médica no presenta un índice de contagio superior a la media de la población, por lo que comienza a extenderse la creencia de que "tampoco se van a contagiar de ésta".

Además, a este "precedente histórico" se unen ciertas dudas sobre la eficacia que pueda tener esta vacuna, ya que la de la gripe estacional sólo tiene una tasa de respuesta del 60-70 % en pacientes sanos y entre un 40-60 % en la población de riesgo, por lo que "con esta vacuna pasará lo mismo y, aunque habrá menos casos, la incidencia del virus seguirá siendo grave" matiza el experto.

Sin embargo, desde la semFYC consideran necesario que los profesionales sanitarios se vacunen dando prioridad al "beneficio sanitario para toda la población por encima del clínico para el propio profesional". Según explicó Molero, deben garantizarse todos los recursos disponibles y "en los periodos de máxima incidencia no puede haber plantillas de médicos mermadas por la gripe".

Durante los meses con más casos de gripe estacional, generalmente enero y febrero, entre un 5 y 10 % de los profesionales sanitarios tienen que darse de baja por esta enfermedad, por lo que "al juntarse los dos virus el porcentaje puede aumentar, generando colapsos en las consultas".

La Organización Médica Colegial se mostró también de acuerdo en que sus facultativos se vacunen apelando a su "responsabilidad social" pero siempre que haya una vacuna "con una seguridad contrastada". Según señaló el director general de la OMC, Serafín Romero, en declaraciones a Europa Press, "se pedirá a los médicos que se vacunen, no sólo para no coger la enfermedad, sino también para no transmitirla".


Lo más destacado

La profesión médica no presenta un índice de contagio superior a la media de la población, pese a que la gran mayoría no se vacuna de la gripe estacional.

Algunos expertos tienen ciertas dudas sobre la eficacia que pueda tener esta vacuna.