Salud

La Clínica Universidad de Navarra adquiere un mamógrafo digital de última generación

23-I-09. El nuevo mamógrafo ‘Mammoma’, de la casa Siemens, aporta una imagen de alta calidad, muy homogénea y reproducible

La Clínica Universidad de Navarra ha adquirido un mamógrafo digital de última generación con tecnología de detector de selenio. Se trata de uno de los equipos más avanzados, que aporta imágenes de muy buena calidad y resolución y con una reducción de las dosis de radiación que recibe la paciente respecto a la mamografía analógica convencional.

El nuevo equipo viene a completar las instalaciones recién remodeladas del área de Patología Mamaria. La renovación de los espacios se ha acometido con el objetivo de ofrecer “mayor comodidad a las pacientes posibilitando que el conjunto de pruebas diagnósticas se practique en el mismo espacio físico.

En aproximadamente tres días se puedan realizar todos los procedimientos necesarios, ofrecer un diagnóstico radiológico e histológico de la lesión y dar una recomendación de tratamiento, que si es necesario, puede hacerse de forma inmediata”, subraya el doctor Fernando Martínez Regueira, director del área de Patología Mamaria.

Gerardo Zornoza, primer director de este servicio, recuerda, cómo “desde el principio, el primer objetivo que nos trazamos fue el de conseguir la proximidad de que todos los equipos, con el fin de que en el mínimo plazo de tiempo pudieran realizarse todas las exploraciones y pruebas diagnósticas precisas, y con el beneficio subsiguiente de poder operar enseguida si fuese necesario”.

Mamografía digital

El nuevo equipo adquirido pertenece a una generación de mamógrafos basados en la técnica de los detectores de selenio. “Son detectores denominados paneles planos, que obtienen mamografías directas, sin pasos intermedios. Se trata de una tecnología especial que transforma directamente los rayos X en una imagen digital, lo que consigue disminuir las dosis de radiación y que la definición obtenida sea muy buena”, coinciden en señalar el doctor Pina y la doctora Arlette Elizalde, especialista del mismo área.

Además de la excelente calidad, las imágenes obtenidas con el nuevo mamógrafo digital “son muy estables y libres de artefactos, circunstancia que no ocurre siempre en las mamografías analógicas convencionales, ya que éstas se ven muy influenciadas por la inestabilidad del revelado químico y por la manipulación de la película, produciéndose artefactos en la imagen obtenida, aunque en la mayoría de los casos no provocan problemas de importancia”, detalla el doctor Pina.

En definitiva, el nuevo mamógrafo ‘Mammomat’, de la casa Siemens, aporta una imagen de alta calidad, muy homogénea y reproducible. Las pacientes portadoras de implantes mamarios también se benefician de esta tecnología. Asimismo, la literatura médica ha reflejado los beneficios de estas mamografías digitales en las exploraciones del grupo de mujeres por debajo de los 50 años con mamas densas, “en las que consigue mejorar la detección del cáncer de mama respecto a la tecnología analógica”.


Lo más destacado:

El nuevo mamógrafo “Mammomat”, de la casa Siemens, aporta una imagen de alta calidad, muy homogénea y reproducible.

Se trata de uno de los equipos más avanzados, que aporta imágenes de muy buena calidad y resolución y con una reducción de las dosis de radiación que recibe la paciente respecto a la mamografía analógica convencional.

El nuevo equipo adquirido pertenece a una generación de mamógrafos basados en la técnica de los detectores de selenio.